Cada día notamos que la tecnología se ha convertido en parte de nuestra vida con herramientas que contribuyen a facilitar nuestro día a día. En la medicina los avances tecnológicos no se han hecho esperar y con el mundo girando a grandes velocidades los avances se han convertido en un desafío. La importancia de la tecnología en la medicina es una hecho palpable.

Antes vs. ahora: un futuro ligado a Internet

Científicos y médicos no tienen descanso en la búsqueda de tratamientos, herramientas y dispositivos que contribuyan con la salud. Un ejemplo de asombrar es el uso de las impresoras 3D que podrían ser usadas para hacer prótesis y hasta para reemplazar órganos.

El futuro de la medicina está definitivamente ligado al internet y a las aplicaciones que han surgido y que apoyan el buen desenvolvimiento de las prácticas médicas y al paciente en el cuidado de su salud.

En la antigüedad las historias médicas eran todo un reto para cualquier institución sanitaria, hoy en día los software creados especialmente para medicina permiten almacenar cantidad de datos que son de utilidad para los médicos, porque les permite acceder a la información de un paciente y saber con exactitud que tratamiento aplicar.

Sistemas tecnológicos integrados en el sector salud

Los sistemas tecnológicos, dentro de una institución hospitalaria,  se han integrado y operan en todos los niveles llevando calidad en la atención al paciente y aportando información accesible al profesional que así lo requiera,  son la base de las historias clínicas electrónicas y tienen una importancia única: desde cualquier dispositivo  un profesional de la salud puede disponer de los datos de su paciente y un paciente tiene la posibilidad de conectar con su médico.

Otras tecnologías como U-health, Inteligencia Artificial y Nanotecnología constituyen una herramienta de alto nivel para el médico porque genera lo que se llama un “hospital sin barreras”, ubicado en el entorno del paciente, permitiéndole conocer el estado biomédico de su entorno y datos de su vida diaria.

Los pacientes prestan mayor atención a su salud con los avances y aplicaciones que han surgido. Un ejemplo es WellDoc, aplicación que asesora al paciente en la cantidad de insulina a ingerir y da recomendaciones al médico que gestiona su caso. ¿Un valor agregado? Envía mensajes personalizados para motivar al paciente a seguir con su tratamiento.

Enfermedades mentales: un reto para los médicos

Las enfermedades mentales están dentro de las más difíciles de gestionar por parte de los médicos, pero Ginger.io fue creada para ayudar a quienes sufren de depresiones o alteraciones mentales. Los datos y el historial celular del paciente ayudan en esta labor, porque envían una alarma que indica al médico que algo no está bien, como por ejemplo su alimentación, si duerme bien o si se mantiene en comunicación con amigos y familiares.

Los servicios de teleasistencia entran dentro de los avances tecnológicos de la medicina ya que permiten al paciente y al médico interactuar a través de una webcam, evitando el desplazamiento a una consulta.

Los avances tecnológicos en el sector salud

Los avances tecnológicos son un aporte invaluable a la medicina mundial y su uso debe ser racional y ético para que puedan generar confianza y seguridad en el paciente.