En este preciso momento hay 35 millones de personas que viven las consecuencias de esta enfermedad. Las predicciones de los expertos indican que para 2030 habrá 65 millones de personas con Alzheimer. En 2050, puede que superen los 115 millones de personas. Las cifras son alarmantes. Es posible que no tengamos en nuestra mano la cura definitiva para esta silenciosa enfermedad, pero sí contamos con una alternativa: la de ayudar a quienes la padecen.

El olvido es un rincón de la memoria

Quien más o quien menos, pero todos olvidamos cosas. ¿Cuántas veces no has sido capaz de recordar lo que habías comido ese mismo día?, ¿qué cenaste anoche?, ¿qué hiciste la tarde del 12 de agosto de 2018?, ¿cuándo fue la última vez que sonreíste a carcajadas? Dicen los psicólogos que los recuerdos no son permanentes, “puesto que se mantienen en un tejido que cambia continuamente en el que algunas neuronas mueren y ciertas conexiones cambian o se debilitan”.

Cuando hablamos del Alzheimer, nos referimos a una enfermedad que hace de los recuerdos un lugar efímero. En España, más de 800.000 personas viven sumergidos en los efectos del Alzheimer. No sé si alguno de vosotros habrá vivido de cerca un caso similar, pero de lo que sí podemos estar seguros es de que el diagnóstico de esta enfermedad le cambia la vida no solo a la persona que la padece, sino también a la de sus familiares y amigos.

Por eso, hoy queremos brindarte una manera efectiva de ayudarles.

Algunas aplicaciones ayudan a cuidar de personas con Alzheimer

Este tipo de demencia demuestran que el cerebro ha dejado de funcionar correctamente. Sin lugar a dudas, interfiere en la vida cotidiana de las personas. La tecnología, en general, y las aplicaciones, en particular, son una manera eficaz de ayudarles, principalmente por las ventajas que aportan:

  • Conocer dónde y con quién se encuentra nuestro familiar.
  • Registro de sus valores médicos.
  • Horario de la toma de medicamentos.
  • Citas con el médico.
  • Recordatorios.

Si nosotros tenemos el control sobre nuestro familiar, todo será mucho más sencillo. Imagina por un momento cómo sería vivir en la incertidumbre de no saber bajo el cuidado de quién están nuestros familiares en un determinado momento. Por eso, las aplicaciones para el cuidado de nuestros allegados se han convertido en una manera eficaz, no solo para ayudarles sino también para mantenernos tranquilos.

Tener el control de las situaciones nos otorga seguridad, y es que esta es una opción fundamental ante una enfermedad que todavía no ha encontrado freno.

¿Hasta dónde estáis dispuestos a llegar?, ¿conocéis alguna aplicación que reúna estas características?

Nuestra atención no tiene precio

No es el precio lo que convierte las cosas en lujo, sino la atención. Lo aplicamos con las marcas y también con las personas, especialmente cuando estas son dependientes. España es uno de los países con mayor tasa de envejecimiento, pues hace apenas un año alcanzábamos un nuevo récord con 118 mayores por cada 100 menores de 16 años.

Dicen los expertos que la edad avanzada es el principal factor de riesgo ante el Alzheimer, por lo que es posible que, al tiempo, también necesitemos promover el uso de la tecnología para mejorar su cuidado. Este tipo de aplicaciones son capaces de otorgarnos el control y la seguridad que anhelamos, así como poner fin a la incertidumbre y el miedo constantes con los que vivimos. Lo hacemos por ellos, pero también por nosotros.

Los especialistas en esta enfermedad dan una importancia vital a la manera en que nos comunicamos con los enfermos de Alzheimer. Es decir, prestan atención a la comunicación.  Los sistemas o aplicaciones de los que os veníamos hablando también pueden ayudar en este sentido, y es que permiten anotar no solo valores médicos o el nombre del cuidador, sino qué técnicas estás utilizando en tu comunicación. Así, es posible medir el progreso.

Como dijo alguien en algún momento, “el Alzheimer golpea el cerebro del enfermo y el corazón de los familiares”.

evolución de la tecnología para el cuidado de familiares y pacientes